Como candidato de los partidos políticos, tengo el placer de informarle al gobierno que hemos llegado al más elevado y patriótico acuerdo para restaurar el imperio de las instituciones nacionales con una plataforma común de aspiraciones patrióticas y con un solo candidato por el cual habrán de sufragar lealmente ambos partidos.

Así pues, nosotros hemos cumplido; esperamos que el gobierno también habrá de cumplir su palabra a elecciones populares limpias de fraude y libres de violencia para elegir el próximo Presidente de la República. El gobierno nos ha dicho con Herrera: “La patria por encima de los partidos”. Nosotros le decimos: De acuerdo; pero agregamos: La patria por encima de los negocios.

Réstame solo significar a ustedes que la confianza con que me han honrado será correspondida hasta con el sacrificio de la propia vida si fuera necesario, y que obligará perennemente mi gratitud.

Las dificultades de comunicación y de expresión a que nos ha sometido el gobierno, especialmente en estos últimos días, me impiden desarrollar ampliamente ante ustedes mi pensamiento político, que por otra parte ya esta expresado en el manifiesto conjunto del 20 de marzo pasado, que tuve el honor de suscribir como presidente del Directorio Nacional Conservador, pero espero, además, poder hacerlo muy pronto para ofrecerle al país, un programa que colme sus anhelos de libertad y de justicia en Colombia.

Servidor y amigo,


GUILLERMO LEON VALENCIA

martes, 21 de abril de 2009

DECLARACION SOBRE LA DETENCION DEL CANDIDATO GUILLERMO LEÓN VALENCIA EL 30 DE ABRIL DE 1957 EN LA CIUDAD DE CALI

DECLARACION SOBRE LA DETENCION DEL CANDIDATO GUILLERMO LEÓN VALENCIA EL 30 DE ABRIL DE 1957 EN LA CIUDAD DE CALI
“Los Directorios de los dos partidos políticos informan al país que desde las primeras horas de la tarde de ayer el doctor Guillermo León Valencia, candidato acordado por ambas colectividades para la Presidencia de la República, fue detenido en Cali, en la casa donde se alojaba de paso para Bogotá. Un agente del Servicio de Inteligencia le notifico que no podía salir de ésa residencia y posteriormente el jefe de dicho servicio en Cali y el Secretario de Hacienda del Valle le notificaron que solo podía viajar a Popayán, y que no le sería posible dirigirse, como lo pensaba hacer a Bogotá, en las primeras horas de la mañana. La casa en que reside el doctor Valencia estuvo cercada de tropas y policía hasta el momento en que los Directorios pudieron comunicarse con el.
Este inaudito atentado siguió a demostraciones constantes de adhesión que le hicieron al doctor Valencia en la capital del Valle desde el día domingo, manifestaciones que originaron una “nota” del Gobernador a los centros sociales de la capital del Valle estableciendo que en adelante no se podrían realizar reuniones de carácter social de ninguna naturaleza sin previo permiso del Gobierno, nota que, sumada a intervenciones de la policía en dichos centros, ha motivado que determinaran clausurarse mientras dure esa situación en que se invade una vez mas los derechos de los ciudadanos y se los anula para toda actividad que no sea de absoluta sumisión al gobierno y a los deseos del Presidente Rojas Pinilla de prolongarlo por cuatro años más.
El doctor Valencia ha informado a las autoridades que no irá a Popayán voluntariamente y que sólo con el empleo de la fuerza podrá el gobierno confinarlo. Insistirá en trasladarse a Bogotá y en ejercer el derecho de movilizarse dentro del territorio de la Republica.
Los partidos protestan de la manera mas vigorosa contra éste nuevo atentando que esta agregando más razones a la resistencia del país a la pretensión inconstitucional de prolongar un régimen que impide por medio de la fuerza publica cualquier expresión de inconformidad, cualquier acción política legitima, y que está creando una pugna de la mayor gravedad entre el gobierno y la nación, tanto mas peligrosa para la paz y para la estabilidad de la Republica, cuanto que el poder pretende ejercerse a nombre de las Fuerzas Armadas de la nación.
Los Directorios están agotando sus esfuerzos para impedir que se consume éste nuevo atentado contra la libertad y los derechos del candidato nacional y del pueblo colombiano, y mantendrán informada a la opinión, hasta donde le sea posible, de los desarrollos de esta gravísima crisis, que no tiene ninguna causa diferente del empeño ilegitimo del General Rojas Pinilla de imponer al país su gobierno mas allá de todo limite constitucional.
Por el Directorio Nacional Conservador,
FRANCISCO DE PAULA PEREZ, ALFREDO
VASQUEZ CARRIZOSA, Secretario.

Dirección Nacional Liberal
ALBERTO LLERAS

Tomado de: Libro “Las Jornadas de Mayo”; Ediciones Documentos Colombianos Bogotá; Pagina: 101-102

No hay comentarios:

Publicar un comentario